En pausa se encuentra el proyecto de ley que duplica sanciones a distribuidoras

181 0
181 0

“Modernizaremos la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC), de modo de contar con una organización que responda de mejor manera a los objetivos del país y permita acompañar el desarrollo de los nuevos desafíos energéticos y la Eficiencia Energética en materia de regulaciones de seguridad, calidad y fiscalización”, indicaba el documento.Un mayor rol podría haber tenido la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC) en la última contingencia que vivió la industria de la distribución eléctrica, tras el temporal iniciado el pasado sábado 15 de julio y que dejó casi 400 mil clientes sin suministro en la Región Metropolitana.
¿La razón? Un proyecto de ley que moderniza la SEC está en pausa y entre sus nuevas atribuciones está justamente tener mayores facultades de monitoreo, ofrecer planes de cumplimiento para las empresas cuando la autoridad detecte incumplimientos, al tiempo que duplica las multas que hoy reciben las empresas en caso de ser sancionadas. La iniciativa podría haber estado en régimen si se hubiesen respetado los plazos interpuestos por el Gobierno al asumir su mandato.
Y es que en la Agenda Energética 2014-2018, presentada por la actual administración días después de asumir, se incorporó la necesidad de modernizar y fortalecer la institución. Para ello, se proponía un proyecto de ley que, según el cronograma del ministerio de Energía liderado por aquel entonces por Máximo Pacheco, se ingresaría el primer trimestre de 2016.
“Modernizaremos la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC), de modo de contar con una organización que responda de mejor manera a los objetivos del país y permita acompañar el desarrollo de los nuevos desafíos energéticos y la Eficiencia Energética en materia de regulaciones de seguridad, calidad y fiscalización”, indicaba el documento.
Sin embargo, a la fecha dicho proyecto no ha sido ingresado a tramitación. Lo anterior no quiere decir que no haya habido avances. En la SEC trabajaron el año pasado “en establecer la línea e ideas base para la redacción a nivel de articulado del Proyecto de Ley a presentar al ministerio de Energía para su posterior tramitación en el Congreso Nacional”, según se indicó en la cuenta pública de la institución.
Para ello, desde la superintendencia realizaron distintos encuentros con los diferentes actores de la sociedad -académicos, empresas, gremios, asociaciones de consumidores, etc.- y entre las propuestas que surgieron, destacó la necesidad de que la SEC pase a ser una agencia de energía.
Además, se proponía dotar de validez legal a los planes de cumplimiento que aplica la institución como mecanismo de seguimiento de procesos asociados a la fiscalización y detección de infracciones, al tiempo que se elevaban las multas.
“El proyecto de ley aumenta de 10 mil a 20 mil UTA (las sanciones). Estamos potenciando el área de tecnología y de monitoreo de mercado de la superintendencia y apuntamos, además, a mejorar la capacidad de entregar respuestas tempranas a la ciudadanía frente a sus requerimiento, y eso es acortar los tiempos y facilitar las repuesta”, señaló el superintendente de Electricidad y Combustible, Luis Ávila, en una entrevista a PULSO el año pasado.
Adicionalmente, en materia de monitoreo, la iniciativa incluía también facultades para que la SEC acceda a mayor información por parte de la empresa como, por ejemplo los libros de reclamos. Hacer un símil de “tener un sillón en el directorio”, explicaba Ávila. Todo esto, con el fin último de mejorar la calidad del servicio.
Sin embargo, a la fecha el Gobierno no tiene dentro de su agenda legislativa ingresar el proyecto al Congreso. Además, la tramitación se ve ahora más compleja considerando que de momento el ministerio de Energía está enfocado en presentar una iniciativa para modernizar el mercado de la distribución eléctrica.
Consultado al superintendente de Electricidad y Combustibles, Luis Ávila, por el status del proyecto, comentó que “hay un proyecto que está desarrollado, y está esperando las definiciones de prioridades que corresponden”.

Fuente: Pulso.

In this article