Se proyecta una instalación de sobre 1.500 MW adicionales de ERNC para 2017

584 0
584 0
ERNC

Las Energías Renovables No Convencionales (ERNC) llegaron para quedarse y 2016 fue una muestra de esa consolidación, alcanzando precios que hasta hace poco eran impensados.

En la Conferencia de Prensa Anual de la Asociación Chilena de Energías Renovables, ACERA, contó con la participación de José Ignacio Escobar, Presidente del gremio, quien destacó el positivo avance que han tenido las ERNC desde sus primeras apariciones.

“Como ACERA hemos sido partícipes de todos los procesos normativos necesarios para el impulso de las ERNC, buscando que Chile se abastezca con recursos propios y limpios, permitiéndonos tener mayor independencia, seguridad y legitimidad social como sector eléctrico. La independencia energética tiene un gran valor y debemos seguir trabajando para lograrla. Con respecto a los desafíos que se acercan, creo que el esencial sigue siendo lograr que Chile sea un país sostenible y para ello las ERNC son una herramienta clave y fundamental. Si bien en ACERA trabajamos para el desarrollo ERNC, lo que buscamos como objetivo global es la sustentabilidad económica, ambiental y social desde las tecnologías limpias”.

Carlos Finat, Director Ejecutivo de ACERA, hizo un balance sobre el pasado año, destacándolo como muy positivo y de gran crecimiento para las ERNC, además de demostrar con cifras lo competitivas que pueden llegar a ser. Asimismo, adelantó los desafíos que tiene el gremio para el 2017. “Son varios los retos que tenemos como sector. Primero, los reglamentos de la Ley de Transmisión, elementos claves para el correcto desarrollo de la ley.  En segundo lugar, la construcción de la línea Cardones-Polpaico. Vemos con gran preocupación que se siga retrasando, por lo que será una materia que seguiremos de cerca y haremos todos los esfuerzos que estén a nuestro alcance para que opere dentro de los plazos adecuados”, dijo.

El Director Ejecutivo de ACERA, también destacó que durante el año 2017 comenzará el periodo de elecciones presidenciales, proceso muy importante para el futuro de la Política Energética.

Otro importante hito que se mencionó en la conferencia fue el resultado de las licitaciones de suministro eléctrico para distribuidoras, en la cuales -según una MINUTA desarrollada por ACERA- si las ERNC no hubieran estado presentes, el precio promedio de la adjudicación habría sido de 55,1 US$MWh, valor bastante superior al 47,6 US$MWh que se logró. Sólo por la participación de estas tecnologías en el proceso 2015/01, el ahorro para el consumidor final es de 1.863 millones de dólares.

La consolidación del sector está respaldada por números y así se enfatizó esta mañana. Al 31 de diciembre de 2016, el sistema eléctrico chileno contaba con 4.150 MW instalados de ERNC, lo que equivale al 49% de lo que habría producido Hidroaysén completo en el mismo periodo. Las cifras hablan solas.

Para el año que comienza, se espera mantener un ritmo de crecimiento similar al de 2016, llegando a proyectarse una instalación de sobre 1.500 MW adicionales de ERNC. Los representantes de ACERA, basados en los actuales resultados y las proyecciones para los próximos años, vaticinan que la generación de ERNC llegaría al 30% en 2030 y que al 2050 alcanzaremos el 100% de generación eléctrica renovable.

ACERA, en conjunto con sus empresas socias, impulsarán también que se mantenga el camino implementado en la Política Energética de Largo Plazo, justamente porque es la primera iniciativa con mirada a futuro, trabajada de forma colaborativa y que se debe implementar para lograr la matriz sustentable, competitiva e inclusiva que Chile necesita.

Fuente: Revista Energía.

In this article