EE.UU: Estado de Florida está a la vanguardia en materia de energía limpia

128 0
128 0

El llamado “Estado del Sol” hace honor a su nombre gracias a Florida Power & Light Company, la tercera empresa de energía eléctrica más importante de Estados Unidos.  El tema de la integración de la energía limpia a la vida cotidiana no es nada nuevo. Durante años, gobiernos de todo el mundo han establecido como prioridad el sustituir las fuentes tradicionales por el potencial que ofrecen las energías hidráulica, solar, eólica y geotérmica. Una carrera en la que Estados Unidos busca destacar con el desarrollo de todos los recursos energéticos de los que dispone. 

De hecho, según datos del Departamento de Energía estadounidense, en todo el país se está produciendo una verdadera revolución en materia de energía limpia con el crecimiento constante del sector a través del desarrollo de instalaciones fotovoltaicas y la aplicación de otras estrategias de producción energética, que permitieron cubrir en el año 2016 alrededor del 16% del total de energía consumida en Estados Unidos.

Puede que para muchos este no sea un porcentaje significativo, pero el futuro parece prometedor si consideramos los resultados del reciente estudio elaborado por el Laboratorio Nacional de Energía Renovable (NREL), dependencia del Departamento de Energía de Estados Unidos, en el que se afirma que para el año 2050 el país podría obtener el 80% de la electricidad que necesita de sus fuentes de energía renovable.

Aprovechando el poder del Sol 

Una de las empresas que está trabajando en este desarrollo energético nacional es Florida Power & Light Company (FPL por sus siglas en ingles), considerada la tercera empresa de energía eléctrica más grande del país, y cuyo servicio alcanza a casi la mitad del estado de la Florida, beneficiando a un estimado de 10 millones de personas.

La Florida, conocida internacionalmente como el “Estado del Sol” por sus ideales condiciones climáticas, es un destino turístico ubicado en el extremo sur de la costa este de Estados Unidos, que ocupa un lugar destacado a nivel global gracias a una planta de energía eléctrica, altamente eficiente, y calificada como una de las más limpias entre todas las instalaciones del país. No se trata de un hecho casual, puesto que Florida Power & Light Company es una subsidiaria de NextEra Energy, Inc., el mayor proveedor de energía solar y eólica del mundo, que es a su vez, casa matriz de NextEra Energy Resources, LLC, considerada la empresa hidroeléctrica más importante del planeta.

Estos logros que colocan a FPL en un lugar de honor entre las empresas dedicadas a la promoción de las energías renovables es producto de años de trabajo y dedicación tal y como nos explica la representante de la empresa Devaney Iglesias.

“La energía limpia no es nada nuevo para la compañía, porque el potencial de la energía renovable está en nuestro ADN, por eso hemos trabajado durante años para consolidar  un esfuerzo que dio frutos por primera vez en 2009 con la construcción de la primera planta de energía solar en el condado de DeSoto, que con sus 25 megavatios fue considerada en su momento como el mayor proyecto solar fotovoltaico de su tipo en el país, y ese fue solo el principio”, afirmó Iglesias.

El génesis de todo

El  Centro de Energía Solar de Nueva Generación de DeSoto, cuenta con 90.500 paneles solares que cambian de posición para aprovechar los rayos del sol. Esta instalación, y nueve años después de su inauguración continúa ofreciendo servicio eléctrico a través de tecnología fotovoltaica o “PV”, a cerca de 5.000 viviendas de la zona. Según cálculos este centro libre de emisiones permite eliminar casi 37.000 toneladas métricas de gases de efecto invernadero cada año, y el consumo de miles de barriles de petróleo.

Otros de los centros de energía limpia de nueva generación adelantados por FPL es el Space Coast, una alianza público-privada entre Florida Power & Light Company  la NASA, ubicado en el Centro Espacial Kennedy, que genera 10 megavatios de energía sin emisiones, que permiten abastecer a 2.000 viviendas.

Y no se pueden dejar de mencionar la instalación solar “híbrida”, la primera de su clase en el mundo, que abrió en 2010, combinando la luz del sol de la Florida con el gas natural asequible producido en los Estados Unidos, elementos que en conjunto tienen el potencial de proveer electricidad fiable durante todo el día.

Un futuro promisorio

Tal y como nos explica Devaney Iglesias, actualmente Florida Power & Light Company está concentrando su esfuerzo en la expansión de la energía solar en el estado. “En los últimos dos años hemos instalado más de 3.5 millones de paneles solares nuevos y contamos con 14 centros de energía solar en plena operación, pero el objetivo es seguir creciendo”.

Un trabajo duro y constante que permitió la puesta en marcha, durante el primer trimestre de 2018, de ocho nuevos centros de energía solar ubicados en los condado Putnam (1), Alachua (1), Indian River (2), DeSoto (1), Brevard (1), Hendry (1) y St. Lucie (1), y que operan con normalidad desde el pasado primero de marzo. Según los cálculos estos centros permitirán, durante su vida útil, el ahorro de alrededor de 100 millones de dólares para los clientes del servicio eléctrico suministrado por FPL.

Pero el trabajo no cesa para Florida Power & Light Company que planea instalar más de 10 millones de nuevos paneles solares para el año 2023, porque el camino abre nuevas y mayores posibilidades de acción. “La evolución continua de la tecnología de baterías de almacenamiento está comenzando a abrir puertas para desempeñar un papel importante en la mejora adicional de la economía y la flexibilidad operativa de las plantas solares, es por eso que en el futuro, la combinación de energía solar y baterías de almacenamiento tiene el potencial de aprovechar millones de kilovatio-hora de energía solar al año que actualmente se pierden”, explicó Iglesias.

Es un hecho que FPL tiene la vista puesta en el futuro, y su objetivo no es simplemente consolidar su lugar como pionero en el uso de energía renovable en los Estados Unidos, sino seguir creciendo con la construcción de nuevas plantas, convencidos de que el futuro está en la energía limpia.

Fuente: Revista Energía.

In this article